Volver
ciberataques-tipos ciberataques-tipos

Claves para protegerte de un ciberataque

UniBlog

la ciberdelincuencia constituye uno de los principales enemigos de las empresas españolas. detectar a tiempo si estás siendo víctima de un CIBERTATAQUE es fundamental para PREVENIR ESTAS AMENAZAS

08 Jun 2021

3 Min de lectura

Existen numerosos tipos de ciberataques, si bien los más conocidos son el phishing, el vishing y el smishing, de los que hablaremos en el siguiente post. A través de unas sencillas infografías, queremos mostrar en qué consisten cada uno y qué puedes hacer en caso de que seas víctimas de alguno de ellos.

 

En el caso del phishing (del inglés pescar), este método consiste en el envío de una comunicación –que en apariencia parece real- que normalmente suele ser un correo electrónico, cuyo objetivo no es otro que hacerse con los datos personales del remitente. Este email suele tener un enlace, que al pincharlo te dirige a un sitio web fraudulento. Esta página solicitará a la víctima información confidencial para acceder, por ejemplo, a su cuenta bancaria. 

 

Para prevenir ser víctima de este tipo de ciberataque es importante que identifiques rápidamente un caso de phishing. En líneas generales, debes sospechar de un email con un remitente sospechoso, que esté escrito con faltas de ortografía y que incluya un enlace y una solicitud de información personal. 

 

 

Pero, ¿qué hacemos si creemos que estamos ante un caso de phishing? Ante la mínima duda, nunca abras un correo electrónico sospechoso ni proporciones información privada a través de un email. Y, muy importante, no descargues un archivo adjunto.

 

 

El smishing es otro tipo de ciberataque, en este caso, a través de la mensajería instantánea. Su nombre viene de la unión entre sms y phishing. Su estructura es muy similar a la del phishing: el remitente recibe un mensaje en su móvil con un enlace. Al pincharlo, estaremos accediendo a una página web fraudulenta o bien estaremos descargando un malware, que permitirá al hacker acceder a nuestros datos personales, como nuestro número de cuenta bancaria.  

 

 

Por último, el vishing, que proviene de la unión de ‘voice’ y ‘phishing’, se realiza mediante llamadas telefónicas. ¿Cómo? El hacker realiza una llamada haciéndose pasar por la entidad bancaria de la víctima, solicitando datos confidenciales. También se puede dar el caso de que el ciberdelicuente esté intentando realizar una transferencia fraudulenta con nuestras claves y se haga pasar, por ejemplo, por el call center de la entidad bancaria para robarnos. 

 

Conocer los principales "trucos" que utilizan los hackers para hacerse con nuestros datos es fundamental para no caer en este tipo de fraudes. Por ello, es importante mantenerse siempre alerta y ante cualquier signo de sospecha de que estamos siendo objeto de un cibertaque comunicarlo a tu banco de forma inmediata. 

artículos relacionados

Phishing, ¿sabes cómo detectarlo?

Phishing, ¿sabes cómo detectarlo?

Hay numerosos programas informáticos anti-phishing que nos pueden ayudar a evitar ser víctimas de este fraude

Leer más
Vishing y smishing, otras formas de ciberdelincuencia

Vishing y smishing, otras formas de ciberdelincuencia

Los ciberdelincuentes no suelen utilizar un único método de engaño, sino que combinan varios de ellos, como el vishing o el smishing, por lo que es preciso estar siempre alerta ante correos, SMS o llamadas sospechosas

Leer más
Escuchando

Para Unicaja Banco S.A., titular de la página web, es importante  adaptarse a tus gustos y preferencias, para ello usamos cookies propias y de terceros, que recaban datos de conexión que pueden vincularse con tu usuario de registro y cuya finalidad es medir el volumen y la interacción de los usuarios en la página web, ayudar a mejorar el funcionamiento y los contenidos web, así como los servicios y productos ofrecidos elaborando perfiles de comportamiento, cuidando siempre de tu privacidad. Puedes elegir de manera  transparente la configuración que mejor se adapte a ti, sin que ello suponga ningún cambio en tu operatividad habitual.   

(solo te llevará unos minutos)